el mejor consejo de una madre

alguien me dio este consejo, no es nada nuevo, es algo que oímos constantemente, en realidad no es exclusivo a madres, va bien para todos.
Puede ser la diferencia entre un día repleto de energía y un día en el que sientes que estas arrastrando de ti. Entre un día en el que sonríes, y uno en el que todo te sienta mal. Entre un día donde la paciencia con tu hijo es infinita y  la calma es el aire que se respira (incluso cuando las situaciones rozan o superan tus límites) con otro día donde ante la más mínima interrupción puede sacarnos de nuestras casillas, explotando en ataques de nervios y repitiendo el conocido "no puedo más"..... Mi secreto, ese consejo que me dio una madre sabia, aunque había oído mil veces antes es.....


pero duerme suficiente

y muchas madres me dirán, "pero con un bebé a penas se puede dormir", bueno quizás no puedas dormir seguido pero si dormir si es tu prioridad, y de verdad cuando practiques el dormir como tu preferencia notarás que todo va mejor, porque la calma y la paciencia serán las que hagan sitio en tu cuerpo echando a la irritabilidad. Cuando tu bebé duerma, tu debes dormir, sí, no aproveches para poner una lavadora ni para contestar emails, aprovecha y duerme, ya sea una hora, media o 5 minutos, eso que te llevas.

Y también va para las mamis con hijos más grandecitos, o incluso las que no tienen hijos, y para papis y para todo el mundo. Como nos gusta retar a nuestro sueño, aprovechar hasta última hora para "hacer cosas". Dormir  se entiende como tiempo perdido en un mundo donde todo va muy deprisa y dónde el tiempo no se puede perder. Pero si no duermes suficiente ese tiempo será inútil, día a día irás acumulando sueño, cansancio, irritabilidad, estrés, nervios, falta de concentración, falta de productividad........

Sigue el consejo y descansa lo que necesites.

Cuando alguien  me pregunta de dónde saco tanto tiempo con la niña, la casa y el trabajo para hacer tantas cosas, siempre les sorprendo diciendo:

"durmiendo suficiente"


Y recordar que hagáis lo que hagáis estará bien hecho, haced lo que podáis, si un día los nervios os superan, no pasa nada, duerme, descansa, y mañana será mejor.

besossssssss de una mamá sencilla

Wilma